Recuperar la línea después de Navidad

Tras las fiestas navideñas, después de las típicas comilonas propias de estas fechas, nuestro estómago merece un respiro. Compensar esos desajustes evitará que entre los regalos que recibamos nos vengan también unos kilos demás.

¿Qué podemos hacer para compensar un poco las comidas de Navidad?

Si hemos comido y bebido más de la cuenta, trataremos de contrarrestar con una dieta más ligera, rica en vegetales y fruta fresca. Y por supuesto, ¡No te olvides del agua! Reduciremos las grasas poco saludables, los refrescos, los dulces y el alcohol. Así como, optaremos por técnicas culinarias más saludables como la cocción al vapor, el hervido, el papillote o la plancha.

Recuerda que debes comer 5 veces al día. Aquí te damos algunos ejemplos:

Desayuno

Puedes beber una infusión o te verde. Acompáñalo con un yogur desnatado y sin azúcar añadido y una macedonia de fruta fresca o un vaso de leche y una tostada de tomate con una cucharadita de aceite de oliva.

Media mañana

Elige tentempiés sanos, por ejemplo: una pieza de fruta o un yogur desnatado y sin azúcares añadidos.

Comida

Utiliza caldos y sopas caseras, ensaladas de pasta o arroz, filetes de pollo o pavo a la plancha, pescados al papillote o al vapor o verduras a la plancha y fruta fresca como postre.

Merienda

Puedes tomar un yogur o una pieza de fruta fresca.

Cena

Trata que las cenas sean más ligeras: una ensalada verde con unas tiras de pollo a la plancha, un sándwich con atún al natural y verduras, unas verduritas al wok, una crema de calabazas, una sopa de fideos con una tortilla francesa, etc.

Con estos consejos conseguirás volver a equilibrar tu dieta y a sentirte mejor.

Related Posts with Thumbnails

Post to Twitter Post to Facebook

Deje una respuesta

Puede usar estos tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Los enlaces en los comentarios pueden encontrarse libres de nofollow.