Mutaciones genéticas impiden sentir dolor

Un nuevo estudio realizado en la Universidad de Cambridge y publicado en la prestigiosa revista Nature revela que ciertas mutaciones genéticas protegen a sus portadores de sentir dolor.

El gen en cuestión se encuentra en el cromosoma 2 y se llama SCN9A. Dicho gen es el encargado de codificar una proteína llamada Nav1.7, que es responsable de la correcta transmisión de impulsos eléctricos nerviosos. Tres diferentes mutaciones en el gen SCN9A hacen que la proteína Nav1.7 no funcione correctamente, impidiendo el desarrollo normal de ciertos impulsos nerviosos relacionados con el dolor. Consecuentemente, los portadores de dichas mutaciones no sienten dolor ante estímulos que normalmente lo producen.

Este interesante estudio da pie al desarrollo de fármacos que bloqueen la acción del gen SCN9A no mutado, con la intención de que dichos fármacos funcionen como analgésicos.

Related Posts with Thumbnails

Post to Twitter Post to Facebook

Deje una respuesta

Puede usar estos tags

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Los enlaces en los comentarios pueden encontrarse libres de nofollow.